Traducción pública

Lexlogos - Legal Translation

La traducción pública requiere de los servicios de un traductor público certificado, con amplios conocimientos en el campo jurídico. Solo los traductores profesionales especializados en la traducción pública deberían traducir documentos legales, ya que la mala interpretación de un contrato o de un documento jurídico podría ser peligrosa e incluso generar demandas o la pérdida de grandes sumas de dinero.

Es necesario realizar la traducción pública de un documento cuando será presentado ante los tribunales para tratar asuntos jurídicos. En este caso, el traductor no solo debe tener en cuenta el sistema jurídico que rige el documento de origen, sino también estar familiarizado con el sistema legal del país o de la región del idioma de destino. De hecho, el traductor debe establecer una perfecta correspondencia entre los derechos y las obligaciones expresados en el texto de origen y los del documento de destino. Asimismo, el traductor deberá certificar o legalizar la traducción pública ante el organismo competente.

He aquí algunos de los documentos jurídicos más comunes:

  • Certificados/partidas
  • Contratos
  • Declaraciones
  • Pólizas de seguro
  • Testimonios
  • Fideicomisos
  • Testamentos
  • Actas constitutivas
  • Balances generales
  • Documentos de litigación
  • Documentos de inmigración
  • Documentos de patentes y marcas registradas
  • Acuerdos de confidencialidad
  • Licencias
“El lenguaje de la ley no puede ser diferente a los oídos de los que tienen que seguirla.” Learned Hand